“Si no puedes hacer algo por erradicar la injusticia, por lo menos hay que darla a conocer”

DSC_0679

Ayer inauguramos la Escuela Rosario Acuña, dedicada en esta edición a las mujeres de Asia. En el marco de esta jornada, tuve la gran oportunidad de compartir una agradable charla con nuestra querida Amelia Valcárcel y con Shirin Ebadi, Premio Nobel de la Paz en 2003. Ella ha sido la primera ciudadana iraní y musulmana en recibir este premio.

Luchadora de la democracia, de los derechos humanos, de la libertad religiosa y de expresión, y de la igualdad entre hombres y mujeres, Shirin se convirtió en una de las primeras mujeres jueces de Irán.

DSC_0688   DSC_0690     DSC_0684

Ayer nos contaba que sacaba el tiempo de donde fuese para enseñar a sus hijas a ser independientes y también nos decía, con razón, que ninguna sociedad merece llamarse civilizada hasta que no se respeten los derechos de las mujeres y los niños.

Su labor no estuvo exenta de amenazas, intentos de asesinato, suspensión del ejercicio de la abogacía e incluso estuvo encarcelada; pero hay un principio persa que guía su trabajo desde hace mucho tiempo: “Si no puedes hacer algo por erradicar la injusticia, por lo menos hay que darla a conocer”.

Os invito a compartirlo.

Sin comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.