Debate y consenso sí, pero fuera de la legalidad no

DSC_0877Ante el ruego expuesto por los partidos de la oposición, en la última Comisión de Urbanismo, pidiendo la inmediata convocatoria de un pleno extraordinario con el mismo orden del día que la sesión plenaria celebrada el pasado miércoles, el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Gijón señala que resulta improcedente su convocatoria porque desde la Alcaldía ya se expuso ante todos los concejales las razones de legalidad que nos asisten para rechazar el debate plenario sobre una competencia que es de la Alcaldía desde hace ocho años, habiéndola gestionado distintos titulares de la misma con toda normalidad.

El equipo de gobierno está abierto a introducir todas las mejoras que presente la oposición en las bases que regulan las subvenciones a las fachadas, como se hizo recogiendo absolutamente todas las cuestiones que fueron planteadas por el anterior responsable popular de Urbanismo Pablo Fernández, porque como es norma desde nuestra llegada al Ayuntamiento el equipo de gobierno se identifica con los intereses generales de la ciudad y valora la aportación del resto de grupos así como la de los ciudadanos.

DSC_0898Sobre las subvenciones a las fachadas, al igual que sobre cualquier otra cuestión municipal, estuvimos, estamos y estaremos dispuestos a la negociación. Ningún otro equipo de gobierno municipal negoció tanto en el Ayuntamiento de Gijón como el de Foro. La ordenanza de Convivencia, el Servicio de Urgencias Municipal, el Plan de Drogas, el Pacto de Concertación, y recientemente la  Ordenanza de Terrazas, son buenos ejemplos de la importancia que damos a la negociación con otras fuerzas políticas y especialmente con el PP, con quien también hemos negociado y aprobado los presupuestos municipales de 2012 y 2013.

El nivel de diálogo y acuerdo con el Ayuntamiento se ha elevado sustancialmente con el equipo de gobierno de Foro, en contraste con el rodillo que aplicaba la izquierda en mandatos anteriores marginando al PP de todas las decisiones. Ese nivel de diálogo y acuerdo lo ha extendido Foro a otros ámbitos, como son los agentes económicos y sociales, con quienes firmó el pacto de concertación social, y con los funcionarios y empleados del Ayuntamiento con la firma reciente de todos los convenios colectivos.

DSC_0904El intento por crear tensión y malestar entre los grupos municipales, descalificando  gravemente al gobierno de Foro, es propio de los grupos de izquierda y especialmente del PSOE que no asumió su pase a la oposición. Tras 32 años gobernando la ciudad actúa como si Gijón fuese suyo y no acepta que el centro-derecha tenga mayoría en la Corporación. Les resulta insoportable que un grupo de recién llegados al Ayuntamiento hayan saneado las cuentas, extendido la solidaridad con los más necesitados, creando planes de empleo de exclusiva competencia municipal y destapando escándalos económicos producidos por la gestión socialista.

El PP debe decidir si quiere seguir participando en el cambio, con diálogo y acuerdo entre ambos grupos, o prefiere que el partido de la corrupción, del escándalo de las cocheras (un equipamiento valorado en 17 millones de euros que por obra y gracia del líder del grupo municipal y secretario general de la agrupación socialista se convierte en factura a pagar por los ciudadanos de 74 millones) y el del descontrol de la EMA, vuelva a gobernar la ciudad.

Los gijoneses y particularmente, el electorado del centro-derecha, se merecen que Foro y PP actúen con altura de miras y responsabilidad para no frustrar tantas expectativas depositadas.

Debate y consenso si, pero fuera de la legalidad no.

¿Sucedió esto en otras ocasiones?

DSC_0881

El 22 de octubre de 2004 el PP presentó en el registro municipal la solicitud para llevar al Pleno la propuesta de crear una comisión no permanente para esclarecer y estudiar las contrataciones de personal en Emtusa en las tres convocatorias anteriores. La alcaldesa se negó a debatir en el Pleno la creación de aquella comisión alegando que Emtusa es una sociedad anónima y remitiendo al PP a la comisión de sugerencias y reclamaciones de la empresa. En julio de 2006 el Juzgado de lo contencioso de Gijón dio la razón al PP y el TSJA ratificó en mayo de 2008 la sentencia, condenando en costas al Ayuntamiento. Los argumentos de los magistrados fuero que Emtusa es propiedad al cien por ciento del Ayuntamiento y además ofrece un servicio público, por lo que, aunque sea una sociedad anónima, no está exenta del control jurídico público. Agrega que el reglamento orgánico de funcionamiento del Ayuntamiento también establece que es competencia del Pleno la constitución de comisiones no permanentes.

El Pleno ordinario del 13 de enero de 2006 duró nueve minutos, consecuencia de la polémica provocada por la no admisión de la alcaldesa Felgueroso de los ruegos y preguntas del PP acerca del horno de Cogersa, la precaria situación del Conservatorio de Música y la supresión del peaje del Huerna, por considerar que no son competencia municipal. En aquel momento, el concejal socialista de Hacienda, Pedro Sanjurjo, declaraba que “la oposición ha iniciado una estrategia de hostigamiento y bronca permanente al presentarse como víctimas de un abuso reglamentario por parte del gobierno municipal”.

Declaraciones que, vistas hoy sorprenden, pues son las mismas que ellos mismos achacan al equipo de gobierno actual.

En julio de 2006, dos sentencias del Juzgado Contencioso Administrativo de Gijón dan la razón a los concejales del PP aludiendo que son temas de interés general de la ciudad.

En el año 2010, la anterior alcaldesa del Ayuntamiento, Paz Fernández Felgueroso, rechazó en un primer momento un Pleno extraordinario solicitado por el PP para debatir las posibles aportaciones de arena a la Playa de San Lorenzo por entender que era un tema que no debía debatirse en el Pleno, pero no por sentirse amenazada ante la usurpación de competencias; un tema, el de la arena de la playa, que sin embargo ha sido abordado en reiteradas ocasiones por el actual equipo de gobierno, en plenos y comisiones de Medio Ambiente.

De todos estos ejemplos, se vislumbra que nuestra decisión como equipo de gobierno de no convocar el Pleno no es una excepción ni mucho menos un “asalto a la democracia” , “un estado de excepción en la ciudad”, ni “una burla al reglamento y las normas de juego más elementales” como indican los socialistas. La hemeroteca confirma que a lo largo de los años hubo diversos asuntos que no se quisieron tratar en el Pleno e incluso la intención de no convocarlo por entender que eran asuntos que excedían las competencias municipales. La oposición me tacha de “no dialogante”,  y han dicho también en palabras de la concejala socialista Begoña Fernández que mi decisión “antidemocrática no tiene precedente ni en Gijón, ni en ningún Ayuntamiento democrático que conozcamos”.

La realidad es otra, y es que queda demostrado que hubo precedentes, y también es demostrable que desde que somos equipo de gobierno hemos dado ejemplo de negociación en muchos temas de interés general para la ciudad, e incluso se han debatido en el pleno temas como la arena de la playa, que excede de las competencias municipales (pues en la playa solo nos compete la seguridad y la limpieza) pero que siempre entendí que es del interés general de esta ciudad.

Nuestra decisión de no convocar el pleno, no es porque entendamos que las subvenciones a fachadas no sean un tema de interés para la ciudad, sino porque la competencia para dar esas ayudas es del equipo de gobierno, no del Pleno. Y en un Pleno se debaten los asuntos propios del Pleno, no de la junta de gobierno.

Si nos vamos fuera de Asturias, en el Ayuntamiento de Monóvar (Alicante), su alcalde del partido popular Salvador Poveda, ha retirado los puntos del orden del día de un Pleno por no ser competencia del pleno y declarando que “de lo contrario se estaría incurriendo en desviación de poder y arbitrariedad”. El Partido Popular, en su página web, alude a este tema diciendo que “El PSOE de Monóvar intenta por segunda vez usurpar las atribuciones del alcalde. Es una lástima que la oposición, teniendo tantas herramientas legales a mano para ejercer su labor, decida tomar el camino de la ilegalidad, la provocación y la marrullería, despreciando el tiempo y el dinero del ayuntamiento y de los monoveros”.

 Repetiremos las veces que haga falta, que apostamos y apostaremos por el debate y el consenso, pero no por su ejercicio fuera de la legalidad.

 

Sin comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.